nación

Murió hombre que fue arrollado por una moto en carril exclusivo de Metrolínea en Bucaramanga

El hecho ocurrió en el barrio La Concordia.


Una presunta imprudencia le costó la vida a un hombre de 62 años en Bucaramanga, Santander. El accidente involucró a un motociclista y un peatón quien, después de recibir asistencia médica durante varios días, falleció en una clínica de la ciudad.

Rodrigo Manuel Hernández Aparicio, así fue identificado el hombre que perdió la vida, luego de ser embestido por un motorizado en la zona céntrica de la ciudad Bonita. Este último también quedó herido.

El hecho ocurrió el pasado viernes, 29 de abril, hacia las 4:00 de la tarde cuando Hernández Aparicio intentaba cruzar la diagonal 15 con calle 50, barrio la Concordia, en Bucaramanga, sentido sur - norte

Al parecer no se habría percatado que Víctor Manuel Torres Ramírez se aproximaba a toda velocidad a bordo de su motocicleta, de placa GSG 26E. Conducía por el carril exclusivo de Metrolínea (lo cual es prohibido) y no alcanzó a frenar a tiempo. Terminó llevándose por delante a Rodrigo, los dos cayeron violentamente sobre el asfalto.

Al poco tiempo, personal de Tránsito de Bucaramanga, la Policía y una ambulancia acudieron al lugar; los dos heridos fueron auxiliados y trasladados hacia centros asistenciales.

Rodrigo Hernández fue llevado a la Clínica Foscal, en Floridablanca, donde los médicos le diagnosticaron un trauma craneoencefálico severo, producto del golpe. Desde entonces se aferraba a la vida y los galenos hacían todo lo posible por salvarlo, pero no mostró mejoría y falleció esta semana.

Por su parte, el motociclista se encuentra estable y recuperándose de las lesiones. De acuerdo con las autoridades, este hombre sería responsable de dos infracciones: conducir con aparente exceso de velocidad y por el carril exclusivo. Sin embargo, se está adelantando la respectiva investigación para esclarecer la responsabilidad de los dos involucrados.

Entre tanto, Metrolínea hizo un llamado a los ciudadanos para que se respete el carril exclusivo del Sistema, ya que hacer caso omiso de esta norma pone en peligro la vida tanto de los operadores de los buses como de los usuarios, e incluso de los conductores particulares que lo invaden.

Por ello “se solicita a las autoridades de tránsito que se refuercen los controles para evitar la invasión de este carril y así proteger a los ciudadanos que usan el Sistema, pues ante este tipo de maniobras peligrosas se pone en riesgo la integridad de los usuarios”, dijo la entidad en un comunicado.

Bus vandalizado en manifestaciones

El pasado martes, 3 de mayo, en medio de los disturbios que se registraron en inmediaciones de la Universidad Industrial de Santander (UIS), en Bucaramanga, un bus de Metrolínea que cubría la ruta P6 en sentido oriente – occidente, fue interceptado, retenido y vandalizado por un grupo de encapuchados.

El hecho se registró en la glorieta de la carrera 27 con calle 10, sitio conocido como ‘Caballo de Bolívar’, los manifestantes, según las autoridades, abordaron el bus y pidieron a los ocupantes, incluido el conductor, que descendieran

“Al tratar de maniobrar el vehículo para moverlo y no conseguirlo, obligaron al conductor a que lo llevara cerca a la entrada de la universidad. Una vez el operador parqueó el bus descendió del mismo para resguardarse. Su integridad no sufrió ninguna lesión”, explicó Metrolínea.

En medio del ataque, los encapuchados “desprendieron dos ventanas del lado derecho del bus con sus cuatro vidrios; rompieron cuatro vidrios más de una de las puertas del lado derecho; dañaron dos puertas más y rompieron una llanta con arma blanca. Se adelanta la valoración de los daños”, agregó la entidad.