Tendencias
Una mujer de 71 años hacia parte de la estructura criminal Los Secon.
Una mujer de 71 años hacia parte de la estructura criminal Los Secon. - Foto: Fiscalía General de la Nación

nación

Capturaron en Cali a Los Secon, banda que vendía droga afuera de colegios y jardines infantiles

Esta banda comercializaba hasta 2.500 dosis de marihuana y cocaína cada semana.

Las autoridades dieron un golpe contundente contra el microtráfico de drogas en Cali al capturar a 11 presuntos integrantes de Los Secon, banda delincuencial que vendía estupefacientes afuera de colegios, jardines infantiles y en parques recreativos.

De acuerdo con la investigación de las autoridades, esta estructura tenía azotado el barrio El Retiro, Comuna 15 de la ciudad. Semanalmente vendía, en promedio, 2.500 dosis de marihuana y cocaína, obteniendo ingresos por $8 millones.

El seguimiento a esta organización le permitió a la Fiscalía General de la Nación establecer su participación en al menos 106 eventos delictivos relacionados a la comercialización de estupefacientes en ese sector.

Los integrantes de la banda, entre los que figura una mujer de 71 años, fueron detenidos en 13 operativos de registro y allanamiento realizados por agentes de la Sijín de la Policía en cumplimiento de las órdenes de captura emitidas por un juez de Control de Garantías.

En dichos operativos les encontraron dosis de cocaína, marihuana y dinero en efectivo. Todo este material, hallado en sus lugares de residencia, fue incautado y pasó a ser parte de la investigación.

A Los Secon les imputaron los delitos de concierto para delinquir agravado y fabricación, tráfico y porte de estupefacientes y uso de menores para la comisión de delitos.

Las autoridades les encontraron varias dosis de cocaína y marihuana.
Las autoridades les encontraron varias dosis de cocaína y marihuana. - Foto: Fiscalía General de la Nación

Un juez penal decidió enviar a la cárcel a diez de los miembros de la organización delincuencial y brindar el beneficio de detención domiciliaria a la mujer de 71 años.

“Con el impacto a esta estructura criminal se logran sanear dos entornos escolares y un parque denominado como Secon, del cual deriva el nombre de esta banda”, dijo Sandra Eugenia González Mina, directora Seccional Cali de la Fiscalía.

Cayeron Los Pregoneros

Una banda de extorsionistas tenía azotado el sector el Terminalito de Cali, lugar ubicado en el barrio Alcázares en el que los buses intermunicipales hacen su última parada antes de salir de la ciudad hacia destinos cercanos como Palmira y el norte del país.

Esta estructura delictiva era conocida como Los Pregoneros o Los Colectivos, de acuerdo con la investigación adelantada por la Fiscalía General de la Nación que permitió dar con la captura de sus integrantes.

Nueve integrantes de esta banda fueron capturados por exigir a los conductores, a cambio de no asesinarlos o causar daños a sus buses, sumas que oscilaban entre los $10.000 y $50.000.

Estas exigencias económicas las efectuaban en cada viaje que realizaban los conductores en su paso por el Terminalito. Según la Fiscalía, con estas extorsiones obtenían ingresos de aproximadamente $40 millones mensuales.

Los nueve capturados son Jimmy Domínguez Díaz, alias Chamo; Marcos Antonio Vásquez, Julio César Carmona Amaya, alias Julio; John Jarryson Ordóñez Moreno, alias Úlcera; Deiby Aponzá Borrero, alias Deiby; José Giovanni Ramírez Guerra, alias Lucas; John Jener Moreno Morales, alias El Grillo; Jorge Eliécer Vidal Sánchez, alias Jorge, y Roosebelt Pabón Bermúdez, alias Capulina.

En medio de los operativos para dar con las capturas de los integrantes de Los Pregoneros, miembros del Gaula de la Policía les encontraron tres armas de fuego y varios teléfonos celulares, elementos que fueron incautados y pasaron a ser parte del material probatorio del caso.

La Fiscalía les imputó a los detenidos los delitos de concierto para delinquir agravado y extorsión agravada. Un juez de Control de Garantías decidió cobijarlos con medida de aseguramiento por estas acusaciones, por lo cual deberán enfrentar su proceso judicial tras las rejas.