lluvias en antioquia

Ola invernal deja 22 muertos y 7 mil damnificados en Antioquia

Puerto Berrío, Puerto Nare y Puerto Triunfo están en alerta roja.


La temporada invernal deja un saldo negativo en el municipio de Antioquia. En la mañana de este jueves perdió la vida un hombre de 67 años en Santa Bárbara, luego de que un movimiento en masa cayera sobre una vivienda. Con este hecho, asciende a 22 el número de personas que perdieron la vida por consecuencia de las emergencias causadas por las lluvias.

Las muertes en Antioquia corresponden a 14 por avenida torrencial, cuatro por movimiento en masa, una por rayo, una por inundación, una por caída de árbol y una por creciente súbita.

“Aunque en Semana Santa las lluvias cesaron, esta semana han aumentado considerablemente en varios sectores del departamento, lo que ha generado que los ríos y quebradas tengan niveles altos y los terrenos estén saturados, lo que podría desencadenar en deslizamientos, crecientes súbitas, inundaciones y avenidas torrenciales” manifestó el director del Dagran, Jaime Enrique Gómez Zapata.

El Ideam informó que el cauce del río Magdalena está en alerta roja por el incremento en sus niveles, situación que tiene Antioquia en riesgo por posibles inundaciones en Puerto Berrío, Puerto Nare y Puerto Triunfo.

La misma entidad anunció también un aumento considerable de la nubosidad y las precipitaciones con menos intensidad en al occidente del departamento. Es así como Antioquia completa un saldo de 7.000 personas damnificadas por la temporada invernal.

“En la actualidad no tenemos altos niveles en el rió, estamos en alerta naranja y muy a la expectativa de cómo evolucione el nivel del río y las lluvias”, manifestó Gustavo Medina, alcalde de Puerto Berrío.

A propósito, 34 municipios de Antioquia están en alerta roja por probabilidad de deslizamientos mientras que 12 por posibles inundaciones.

Paronama desalentador en el Urabá

Consejos Municipales de Gestión del Riesgo de Desastres reportaron inundación en Chigorodó por desbordamiento del río León, causando afectaciones en viviendas y cultivos y erosión lateral que afectó la vía. En el mismo sector, un remolcador se volteó y quedó atrapado en la creciente.

En Apartadó el panorama no es alentador: una creciente súbita afectó varias viviendas y jarillón, el municipio evalúa daños causados durante esta temporada invernal. Por su parte, en Vigía del Fuerte el desbordamiento de los ríos Arquía y Murrí causaron afectaciones en viviendas y cultivos.

Mientras que en Turbo el desbordamiento de los ríos Turbo y Grande generaron inundaciones en dos veredas y un corregimiento. Este evento deja de manera preliminar a 30 familias damnificadas y a 80 afectadas, según información entregada por el Departamento Administrativo de Gestión del Riesgo de Antioquia.

Un hombre falleció tras deslizamiento en Santa Bárbara, Antioquia

A causa de las fuertes lluvias que se registran en el suroeste antioqueño, un movimiento en masa cayó sobre una vivienda y le causó la muerte a un hombre de 67 años en Santa Bárbara. Al parecer, el adulto mayor quedó aprisionado por un árbol.

De acuerdo con el reporte de la administración, el hecho se reportó en el sector Loma de Dos Santos, en la zona rural de la localidad. Una vez los organismos de socorro atendieron la emergencia, ordenaron evacuar la estructura.

La víctima fue identificada como Mario de Jesús Escobar. Así las cosas, ya son 22 personas las que han muerto este año en consecuencia a las emergencias causadas por las lluvias en Antioquia.

Frente a este escenario, el director del Departamento Administrativo de Gestión del Riesgo de Antioquia, Jaime Enrique Gómez, señaló que las fuertes precipitaciones continuarán y las 125 localidades del departamento deben estar alertas.

“El riesgo no tiene límites entre los municipios. El Ideam nos da unos pronósticos no muy alentadores frente a las lluvias. Esta temporada va hasta finalizar el mes de mayo, incluso a principios de junio. Recordemos que la responsabilidad de gestión del riesgo no es solo de las alcaldías, sino de cada uno de los habitantes”, comentó el funcionario.

En particular, recomienda prestar mayor atención a las viviendas que están al pie de las cuencas o montañas y a sus cambios, dado que la lluvia los podría alterar.