antioquia

Policía fue asesinado con arma blanca en Remedios, Antioquia

En el departamento, tres uniformados han sido asesinados en una semana.


El patrullero de la Policía Nacional Juan Diego Londoño fue asesinado en municipio de Remedios, al nordeste de Antioquia, mientras se encontraba de civil.

Según información preliminar, el uniformado había terminado turno en la noche del martes 24 de mayo y se dirigió a un bar de la localidad donde se encontraba departiendo con sus amigos.

Allí, el hombre se vio involucrado en una riña con otra persona, la cual, sacó un arma blanca causándole heridas. El patrullero fue trasladado de inmediato al Hospital San Vicente de Paúl del municipio; sin embargo, al llegar no tenía signos vitales.

Al parecer el presunto responsable ya fue capturado por las autoridades, quienes ampliarán la información del caso en las horas de la tarde.

Durante esta semana, tres integrantes de patrulleros de la Policía Nacional han sido asesinados en Antioquia, dos en Anorí y este nuevo caso en Remedios.

En el municipio de Anorí, la administración municipal decretó toque de queda durante el fin de semana por el homicidio de los dos uniformados y un concejal del municipio.

Patrulleros de Anorí

Las autoridades investigan el ataque armado que cobró la vida de dos miembros de la Policía Nacional que prestaban su servicio en el municipio de Anorí, en el Nordeste de Antioquia.

El homicidio ocurrió en la madrugada de este miércoles 18 de mayo en el parque principal de la localidad, cuando hombres sin identificar accionaron un arma de fuego contra los patrulleros Andrés Álvarez y Daniel Ochoa.

De momento, el Comando de Policía Antioquia no confirma si las víctimas estaban adelantando labores, dado que estaban vestidas de civil.

Las autoridades locales informaron que los patrulleros fueron trasladados al hospital local, donde murieron por la gravedad de las lesiones.

Si bien no se le ha atribuido el crimen a ninguna organización delincuencial, la Secretaría de Seguridad del departamento reconoce que en la zona hace fuerte presencia el frente 36 de las disidencias de las Farc y subestructuras del Clan del Golfo.

A esta hora se realizan los actos urgentes en la zona, mientras los altos mandos militares evalúan la situación para dar con los responsables del hecho.

La Asociación Campesina del Norte y Nordeste de Antioquia alertó sobre el recrudecimiento de la violencia en Anorí, donde han identificado el aumento en la tasa de homicidios, así como las acciones violentas que han vulnerado los derechos humanos de las comunidades.

Con base en las estadísticas delictivas de la Policía Nacional, este año han asesinado en ese municipio a diez personas. En su mayoría, las víctimas son hombres y las muertes violentas se cometieron con armas de fuego.

Un militar fue asesinado en el Urabá antioqueño

Este miércoles 18 de mayo también se conoció que el soldado profesional Zesil Alfonso Mena Cuesta fue ultimado con arma de fuego en el municipio San Pedro de Urabá. Si bien estaba de descanso, las autoridades investigan si el homicidio está relacionado con su trabajo, dado que era miembro del batallón de Infantería 46 que opera en esa localidad de Antioquia.

De acuerdo con los testigos, el miembro del Ejército Nacional se encontraba en una bomba de gasolina junto a su esposa, cuando dos hombres que se movilizaban en una motocicleta lo atacaron a disparos sin mediar palabra. Una vez el soldado se desplomó, los sicarios se fugaron y, de momento, no han sido capturados.

La alcaldesa de San Pedro de Urabá, Leyda Adriana Ortega Almario, indicó que en la comunidad hay zozobra por cuenta de este ataque, que se dio días después del paro armado que impuso el Clan del Golfo como retaliación por la extradición de alias Otoniel.