antioquia

Video | Polémico entierro del jefe de las disidencias en Antioquia: hubo caravana y cantos de corridos

Alias Cabuyo habría nacido en Angostura, municipio donde se dio el cortejo fúnebre del comandante de las disidencias del frente 36 que delinque con amplia cobertura en las poblaciones de Antioquia.


En Angostura, Antioquia, hubo fiesta por el sepelio de Ricardo Abel Ayala Orrego, alias Cabuyo, sanguinario comandante de las disidencias del frente 36 de las Farc. Murió el pasado viernes en medio de un operativo que desarrolló el Ejército Nacional en la zona rural de Barbosa, municipio del Valle de Aburrá.

Con una multitudinaria caravana y música de corridos, los allegados del sicario le dieron el último adiós hasta llegar a la bóveda que lo esperaba en el cementerio local de Angostura, donde habría nacido y concentrado buena parte de su accionar delincuencial.

En imágenes registradas por los pobladores se observan los ríos de personas que rodearon el féretro de Cabuyo mientras el carro de la funeraria lo trasladaba hacia el camposanto. Estando allí, sus conocidos lamentaron la muerte y los curiosos los acompañaron.

Por información que ayudara a esclarecer el paradero de este hombre, las autoridades ofrecieron una recompensa de hasta 1.000 millones de pesos, a razón de que era uno de los sujetos más buscados de Antioquia.

Al parecer, Ayala Orrego lideró la ilegalidad de las disidencias en el departamento con más de 80 hombres que tenían injerencia en los municipios de Anorí, Cáceres, Campamento, Amalfi, Guadalupe, Angostura, Briceño, Valdivia, Tarazá y Yarumal, Antioquia.

Supuestamente, Cabuyo habría sobrevivido a 10 operaciones militares que lo dejaron herido desde el 2018 cuando estaba internado en el cañón de San Pablo, zona montañosa de la subregión del norte del departamento que le sirvió de escudo para esquivar las balas del Estado.

En el seguimiento que le tenía montado la Fiscalía en conjunto con las Fuerzas Militares, reconocieron que Ricardo Abel Ayala Orrego estaba enfermo, pero que seguía comandando a escasos kilómetros de Medellín.

“Información de inteligencia indica que este sujeto llevaría más de 12 años integrando la estructura criminal. Durante este tiempo habría cometido múltiples acciones terroristas en contra de la población civil y la Fuerza Pública”, detalló la Séptima División del Ejército.

Alias Cabuyo sería el responsable de la desaparición y asesinato de un grupo de geólogos de la empresa Continental Gold Compues Tapor en el corregimiento Lomas de Ochalí, en el municipio de Yarumal, en septiembre del 2018.

De igual manera, en el expediente judicial que cargó le sumaron el homicidio del líder social Didier Humberto Agudelo que, en febrero de 2020, conmocionó a la población de la localidad de Campamento, zona que disputó Cabuyo con el Clan del Golfo.

Además, fue señalado por la Fiscalía de perpetrar acciones terroristas en las vías del departamento, quemando vehículos de transporte público por el no pago de las extorsiones que los mantenían con vida en la ilegalidad.

Alias Cabuyo sosteniendo un fusil.
Alias Cabuyo sosteniendo un fusil. - Foto: Ejército Nacional

La muerte de alias Cabuyo

En un operativo que se desarrolló el pasado 10 de junio en la vereda La Herradura, de Barbosa, fue abatido el delincuente: estaba vestido con una pantaloneta de rayas y unas botas pantaneras.

En la misma operación fue capturada una mujer, que sería su compañera sentimental, y uno de sus escoltas, quienes portaban un fusil AK-47 y dos armas cortas, al igual que municiones y proveedores.

SEMANA conoció imágenes previas a su deceso en la vereda La Herradura, del municipio de Barbosa (Antioquia). Este medio conoció que alias Cabuyo presentía que le quedaba poco tiempo de vida. Por esta razón, escribió sus últimas palabras y dejó por escrito la herencia de sus allegados.

En la imagen se puede ver a alias Cabuyo escribiendo en un cuaderno lo que sería su última voluntad y testamento. En otra fotografía, el líder de las disidencias en Antioquia aparece sosteniendo un fusil en medio de sus actividades delictivas.

También se conoció un video en el que Ayala se encuentra en la zona externa de una casa de la vereda junto a otro sujeto. Conversan tranquilamente. En un punto de la grabación, uno de ellos simula sostener un fusil mientras se comunican.

En las últimas horas se conoció otra grabación de Ayala después de ser abatido. Uniformados del Ejército Nacional muestran los alrededores de la residencia ubicada en la vereda La Herradura, en la parte más alta de un cerro.

Se puede ver el momento en el que los soldados aterrizan en una zona cercana a la casa. Luego, dejan constancia de un tatuaje en uno de los brazos de Cabuyo, el cual funciona como una identificación del disidente de las Farc. También muestran sus botas pantaneras y un fusil, con evidentes manchas de sangre.