Tendencias

Home

Medellín

Artículo

Procuradora, Margarita Cabello; alcalde de Medellín, Daniel Quintero.
Procuradora, Margarita Cabello; alcalde de Medellín, Daniel Quintero. - Foto: Semana.

medellín

Procuraduría analiza trino del alcalde de Medellín donde pidió la renuncia a su gabinete: denuncian presunta participación en política

Daniel Quintero le declaró la guerra al Centro Democrático, sus secretarios saldrán a promocionar el nombre del movimiento Independientes para las elecciones locales de 2023.

En la mañana de este jueves se abrió un nuevo capítulo en el escenario político de la capital de Antioquia. El alcalde Daniel Quintero Calle anunció la renuncia de su gabinete por medio de Twitter para preparar el proceso electoral de 2023. La Procuraduría General de la Nación anunció que estudiará la comunicación para verificar el cumplimiento de la ley.

La preocupación del ente de control disciplinario es que detrás de las palabras del mandatario local haya una presunta participación en política o conductas irregulares que impulsen a la apertura de una indagación previa, con miras a verificar si hay elementos necesarios para abrir otra carpeta de investigación con el nombre de Quintero Calle.

El aviso lo hizo la procuradora Margarita Cabello desde Medellín, horas después de que el alcalde les pidiera a sus secretarios de despacho que abandonaran los cargos con el fin de armar un nuevo grupo de funcionarios que, con base en su escrito, cerrará con “broche de oro” su administración para derrotar al uribismo en 2023.

Él se refiere a las próximas elecciones locales en las que entrarán en disputa las alcaldías, gobernaciones, concejos y asambleas. El propósito del mandatario es que el movimiento Independientes acapare cargos importantes en medio del proceso electoral para hacerle contrapeso al Centro Democrático, cuyo músculo político es más fuerte en la región.

Frente a este escenario, desde varios sectores de Medellín pidieron la intervención de la Procuraduría para frenar los presuntos hechos ilegales que estarían filtrados en las decisiones tomadas desde la Alpujarra en las últimas horas, a razón de que los denunciantes alegan que podría hacer uso de su cargo para beneficiar a los suyos.

Una de las voces que ha tomado fuerza es la del exconcejal del uribismo y hoy precandidato a la Alcaldía de este distrito, Simón Molina, quien reprochó el mensaje que publicó Daniel Quintero Calle porque sería una nueva muestra de supuesta inmersión en la política, tal como lo habría hecho en la contienda presidencial a favor de Gustavo Petro.

“El alcalde Quintero participa nuevamente en política de manera ilegal. La ciudad está llena de problemas y, en vez de preocuparse por gobernar, está dedicado a derrotar al uribismo Con razón la ciudad está tan mal”, relató Molina por medio de sus redes sociales, en que resaltó la declaración de guerra del mandatario al Centro Democrático.

Desde el Concejo del distrito también mostraron inquietud porque el mandatario tendrá en las manos una figura pública relevante y una amplia cantidad de recursos que podrían servirle de herramienta para gestionar la imagen de sus candidatos. En la lista toma fuerza Juan Carlos Upegui a la Alcaldía, mientras que Esteban Restrepo lo hará a la Gobernación.

Esas dudas ya llegaron a las manos de la procuradora Margarita Cabello. El trino lo leyó en medio de una agenda que adelantó este jueves en la capital de Antioquia, donde estudió la difícil situación que viven las comunidades de la subregión del Bajo Cauca, azotadas por las confrontaciones armadas de los grupos ilegales por el control de las economías ilegales.

“Quiero mirarlo bien porque las circunstancias de participación en política que tuvimos en el período electoral son distintas a lo que son ahora. Ahora no estamos en período electoral, habría que ver que si esa manifestación tiene alguna razón de ser para abrir una investigación. No son circunstancias iguales”, señaló la líder del Ministerio Público.

Así las cosas, en los próximos días el ente de control disciplinario podría mostrar el tratamiento que le dará a las denuncias sobre la nueva jugada de Quintero Calle, que se suma a la que tomó en el primer semestre del año, el estruendoso “cambio en primera” que lo sacó de la Alcaldía por cuarenta días para que no alterara la elección presidencial.