atlántico

“Respaldaremos a los comerciantes afectados sin la realización de las corralejas”: alcalde (e) de Juan de Acosta en Atlántico

En una entrevista con SEMANA, explicó el porqué de la decisión y envió un mensaje a los comerciantes que esperan la fiesta para dinamizar su economía temporal.


Juan David Rojas, quien funge hoy como alcalde encargado del municipio de Juan de Acosta en Atlántico, el primer territorio de ese departamento en suspender los corridos taurinos, habló sobre la decisión que acarrea un sin número de movimientos tanto culturales como económicos dentro del municipio.

Ante la pregunta puntual de la razón por la que se negó el permiso a la realización de las corralejas que se construirían en la vereda el Vaivén, jurisdicción de ese municipio, el mandatario respondió que por encima de las administraciones municipales están las departamentales y nacionales.

“Como quien dice, lo que ellos digan nosotros haremos. Ante el pronunciamiento de nuestro presidente electo, Gustavo Petro, y la solicitud de la gobernadora Elsa Noguera, se tomó la decisión de suspender esas festividades”, respondió Rojas.

Sin embargo, pese a la decisión, el alcalde encargado aseguró ser consiente de que la fiesta tiene un importante significado cultural y de tradición de por medio, pero reconoció la importancia también del cuidado animal y el gran movimiento económico que generan los comerciantes tanto formales e informales durante la fiesta, a quienes envió un mensaje.

“La Alcaldía de Juan de Acosta sin lugar a duda respalda a todos esos comerciantes, nosotros entendemos que estas festividades son un motor supremamente importante de nuestra economía y sabemos también que en este municipio nosotros no tenemos empresas ni generamos grandes empleos, pero este municipio abre sus puertas a una agenda cultural que permita dinamizar sus negocios”, manifestó Juan David Rojas.

Además de las mencionadas razones por las que se tomó la decisión en esa municipalidad, otro de los argumentos para la medida fue el mal comportamiento de algunos antisociales durante la celebración de las fiestas patronales de Juan de Acosta en honor a San Juan Bautista, “El Precursor”.

“Durante el fin de semana, del 23 al 26 de junio, realizamos la fiesta con una programación bastante amplia y una apuesta de la administración, pero un concierto en la Plaza del Sol termino en una penosa situación: se robaron las sillas, se golpearon, hubo armas blancas. Se salió de control y puso en riesgo la vida de los asistentes”.

Todo esto, según el mandatario, pese al esfuerzo de conservar la cultura y tradición de la significativa festividad con más de 200 años de tradición, “los conciertos no están cancelados, pero sí se va a replantear el esquema. Le pediremos a nuestra Policía Nacional que redoble los esfuerzo y a los organizadores se les exigirá un staff”, añadió Rojas.

Para la construcción de la estructura de las corralejas ya había sido escogido el terreno y había sido limpiado, pues estaban programas para las fiestas de la Virgen del Carmen el 16 de julio.

Suspenden las primeras corralejas en el Atlántico: Juan de Acosta le dice no a la fiesta taurina

La tragedia ocurrida en el municipio de El Espinal, Tolima, durante la realización de una corrida de toros en que se desplomó parte de las graderías de la plaza de toros Gilberto Charry, que dejó 323 personas afectadas, 19 de ellas hospitalizadas y cuatro fallecidos, parece ser el punto final de las fiestas taurinas a las que se oponen los animalistas.

Tanto así que, aun cuando la realización de las llamadas corralejas es tradición en el departamento de Atlántico y otros de la región Caribe, autoridades ya empiezan a tomar decisiones radicales frente a esa práctica.

El municipio de Juan de Acosta, ubicado en el occidente del departamento, conocido como la perla de millo y el turismo, se convirtió en el primer territorio en decirle no a las corralejas, pese a que su economía se basa en la ganadería, además de la agricultura.